Instalado en el Norte de América del Sur

Ya casi consigo poner al día el blog con mi vida; una tarea nada sencilla debido al ritmo frenético de actividades acontecidas en los últimos meses.  Esta pequeña entrada servirá para anunciar mi salida de África para volver a América. Después de dos años trabajando en la Universidade Lúrio, aprendiendo mucho, conociendo mucha gente y descubriendo facetas de mí que no conocía, he dado un pasito más en mi vida profesional.  Dejo atrás a mucha gente con la que he compartido cosas maravillosas en Mozambique, dejo atrás la experiencia de mi vida, los cuatro años que me han hecho crecer y

Lago Muhazi

  El día 29 de Diciembre viajé desde Maputo con Ethiopian Airlines hacia Kigali, capital de Rwanda, para encontrarme con Montse, María y Martina, las tres emes, a partir de ahora. Era la primera vez que viajaba con esta compañía, y hacía escala de Adis Abeba. En las pantallas de información decía “on time” para el vuelo que tenía que tomar, después escribieron “boarding”, y sin embargo la puerta de embarque se mantenía cerrada. Pregunté varias veces en varios lugares y siempre me decían que aún no salía el vuelo, que esperase. Media hora después de la supuesta salida del vuelo,

Del Pacífico al Índico

La gran mayoría de ustedes ya estaba informada de mi situación, pero siguiendo tradiciones, no he querido publicar nada nuevo en el blog hasta no tener algo clara mi nueva situación. Resulta que se cruzó en mi camino una nueva oportunidad, una oportunidad irrechazable, que me permitirá aprender muchas cosas nuevas. Por lo tanto, y con mucho pesar, dejé atrás mi El Salvador querido y lindo, dejé atrás a toda esa gente a la que he ido conociendo en este año que he pasado en la tierra de los volcanes, y a la que tanto quiero y aprecio. Y, de nuevo,